• Inicio
  • Venta
  • Inmunizacion de la madera
  • Ventajas de la madera inmunizada

Ventajas de la madera inmunizada con sales CCA

La madera inmunizada tratada con sales CCA es limpia, no aceitosa, libre de olores no objetables e irritantes y presenta seguridad ambiental. Los productos de madera inmunizada preservados han sido utilizados por más de 50 años y se reconocen generalmente como los productos más seguros y mejor preservados para su utilización en electrificación, juegos infantiles o viviendas. La madera inmunizada tratada con Sales CCA puede ser utilizada alrededor de plantas, animales y seres humanos, pues no contiene sustancias que perjudiquen la salud del hombre o animales.

La madera inmunizada tratada con sales CCA, tiene la ventaja de contener compuestos que actúan como retardantes a la combustión.

En el proceso, el inmunizante se fija permanente y profundamente en la estructura celular de la madera. Ya sea en la superficie o bajo suelo, aún en agua dulce, los preservadores son retenidos, resistiendo efectivamente la pudrición y el ataque de insectos, protegiendo a la madera inmunizada por décadas. Ensayos en ejecución y estudios estructurales indican que la madera inmunizada adecuadamente puede durar hasta 100 años.

El preservante químico que más se usa en madera inmunizada tratada  a vacío - presión es el llamado Cupro-Cromo-Arsenical (CCA), Cuando estos componentes reaccionan con la madera, no se producen subproductos químicos indeseables.

Es un preservante realmente efectivo para madera inmunizada, pues provee de una larga resistencia a la putrefacción y al ataque de insectos y hongos. Aunque el inmunizante contiene sustancias químicas que envenenan a los insectos, la madera tratada con Sales CCA no contiene ningún ingrediente en cantidad suficiente como para perjudicar la salud del hombre y otros mamíferos. Es por ello, que se ha constituido en el material de construcción ideal para la edificación de viviendas, para postes de electrificación y telefonía, para cercas agrícolas, para obras férreas y marinas y parques de juegos infantiles.

La madera inmunizada tratada con el inmunizante químico CCA puede tener una distinta retención (cantidad de producto químico que queda incorporado a la madera después del tratamiento a presión) y una distinta penetración (profundidad a la cual el inmunizante fue forzado en la madera) todo lo cual forma parte de la calidad de la madera inmunizada.

Precauciones para el uso de la madera inmunizada en el sitio:

  • La madera inmunizada con sales  CCA, puede ser usada en el interior de residencias, con la condición de que todo polvo de aserrín y los restos de la construcción sean extraídos y descartados, después de terminada la misma.
  • Evite el uso de madera inmunizada, bajo condiciones donde el preservante pueda llegar a hacer parte de los alimentos para animales o seres humanos. Ejemplo de tales sitios serían las estructuras o contenedores para almacenar silaje o alimentos, bebederos, alacenas, etc.
  • Evite el uso de la madera inmunizada en superficies donde manipulen o corten alimentos (tablas de cortar, etc.).
  • Use madera inmunizada para patios, plataformas y aceras, que estén visiblemente limpias y libre de residuos de aserrín o viruta.
  • No use madera inmunizada para construir las porciones de las colmenas que están en contacto con la miel.
  • La madera tratada no debe usarse en sitios donde entre en contacto con aguas potables publicas, excepto para usos que contemplan un contacto incidencial como muelles y puentes.
  • La madera inmunizada puede utilizarse en contacto con alta humedad, pero para ello el usuario debe tener en cuenta la especie, ph del suelo y posibles condiciones de alta agresividad química del mismo.

Recomendaciones de uso de la madera inmunizada:

Los productos más comunes utilizados en la inmunización a vacío-presión son: Las sales hidrosolubles C.C.A. preservante constituido por una mezcla de óxidos de cobre, cromo y arsénico, Estos productos se fijan a la pared celular de la madera, formando nuevos compuestos insolubles. La madera inmunizada se torna de un color verdoso producto de la oxidación del cobre con la luz solar; permite la aplicación de lacas, pinturas, etc.